Paloma Gómez Borrero . periodista española especialista en temas del Vaticano

Paloma Gómez Borrero: periodista y escritora española- En sus inicios en el mundo de la prensa trabajó como enviada especial del semanario Sábado Gráfico en Alemania, Austria y el Reino Unido. Durante doce años fue corresponsal de TVE en Italia y el Vaticano, siendo la primera mujer corresponsal en el extranjero de la televisión nacional.

Hasta junio del año pasado fue corresponsal de la cadena COPE desde Roma-Vaticano. Paloma es además muy conocida por ser la voz de la Iglesia, ya que pone los comentarios de todos los eventos religiosos de la Iglesia Católica que retransmite Cadena Cope y Popular TV desde Italia (Roma, Vaticano...). Es colaboradora desde Roma para el programa Ventana al mundo de la Radio para Latinoamérica (EE.UU.) en esos dos países.

Tiene un amplio conocimiento de la Santa Sede y ha realizado todos los viajes del Papa por el mundo. Acompañó a Juan Pablo II en sus 104 viajes (5 de ellos a España) visitando 160 países: unas 29 veces la vuelta al mundo en kilómetros recorridos
Último libro: De Benedicto A Francisco. El Conclave Del Cambio

(Convenio - Radio del Plata Rosario - FM 107.5 - sábados 10 a 12 hrs)

Juan Pablo II fue un huracán en la iglesia y Francisco es una brisa con esperanza”
“Juan Pablo II, decía que era importante ser periodista pero que hay que tener una ética dentro de la profesión, no hay que inventar, sino contar, ni tampoco interpretar, ir con la verdad por delante. Porque se puede hacer mucho daño, pero se puede hacer tanto bien también”

MHG: ¿Qué ha sido la profesión de periodismo en el Vaticano?
PGB: Cuando llegué como corresponsal de TVE, era sobre todo la política italiana, pero hubo un cónclave y salió elegido Juan Pablo I, después otro porque 33 días después muere el Papa y viene Juan Pablo II, al que sigo durante 27 años y medio, incluso en los 604 viajes que realiza incluyendo los 2 a Argentina. Y me toca luego Benedicto XVI y le sigo y ahora nos llega un Papa latinoamericano que está revolucionando el Vaticano con su calidez humana, y sigo aquí al pie del cañón.
MHG: ¿Qué la impacta ahora del Papa?
PGB: Su camino para llegar a esa paz en un lugar tan martirizado como Tierra Santa, lo han intentado por todos los medios, negociando los políticos de altísimo nivel y está siempre levantado ese muro entre ambos países, una cosa vergonzosa, divide a esos países que están tan cerca y que no se llega al diálogo sino sólo al enfrentamiento y al odio. El Papa inventa una reunión de oración, es un negociado de oración, en que esa mesa simbólicamente está Dios, y se acomodarán porque cada uno rezará al suyo. Y a lo mejor se consigue ese milagro que la diplomacia del mundo no ha conseguido.
MHG: Serán recibidos en los jardines del Vaticano para que no tenga otra connotación.
PGB: Exactamente. Supongo que será mirando hacia la Meca y estarán presentes todos los que deben estar. Vamos a ver porque milagros hemos visto que existen y este puede ser a nivel tan histórico como el primer Papa latinoamericano.
MHG: ¿Cuáles son los parámetros con los que se ha manejado durante años cubriendo un estado como el Vaticano?
PGB: Usted tiene que interpretar los silencios, donde a los cardenales, no les gusta dar entrevistas, prefieren pasar desapercibidos, es más difícil, pero si no traiciona lo que dicen, se dice la verdad de lo que se esta viviendo, como dijo Juan Pablo II, dijo que era importante ser periodista pero que hay que tener una ética dentro de la profesión, porque no hay que inventar, sino contar, ni tampoco interpretar, ir con la verdad por delante. Porque se puede hacer mucho daño, pero se puede hacer tanto bien también. Yo pienso a veces si me gustaría que eso me lo hicieran a mí, y eso me ha traído que haya personas que no comparten lo que digo pero que me respetan.
MHG: Su último libro se llama: De Benedicto a Francisco: El cónclave del cambio
PGB: Escribí el libro desde la renuncia de Benedicto hasta la elección de Francisco. Y lo tuve que escribir en menos de un mes y explicar lo que había en el cesto, donde hay manzanas buenísimas, que son el gobierno de la Iglesia, donde hay también manzanas podridas que las ha denunciado el propio Benedicto, quien tiene la humildad de decir no puedo y lo denuncia, se marcha y viene un Papa lleno de fuerza, con muchas ganas que entre aire limpio y quita esas manzanas para que no contaminen a todas.
MHG: ¿Cómo define a Francisco?
PGB: Yo diría que Juan Pablo II fue un huracán en la iglesia y Francisco es una brisa con esperanza.
MHG: ¿Es verdad que Benedicto está muy enfermo?
PGB: Creo que está muy cuidado, no tiene esas preocupaciones angustiosas, está mejor que en los últimos años del pontificado. Está muy mayor, le cuesta mucho moverse, pero cuando uno se quita una gran preocupación, tiene ya 80 años, y cuando uno ve de repente que no puede hacer lo que debe hacer, ya sin la responsabilidad del mando y que se encuentra con un hombre como Francisco, que ha caído muy bien, que la plaza está abarrotada y se dice que tiene mucha tranquilidad.
MHG: ¡Qué humildad de su parte!
PGB: Creo que ha sido eso. Tanto es así que a Rio de Janeiro no podía ir, el médico le había hecho desistir de ese viaje, porque del viaje último que fue a México y Cuba volvió muy mal y el médico le prohibió viajes de ese tipo. Esto también fue parte de la decisión si físicamente no podía entonces tenía que renunciar.
MHG: Yendo a su país, España, ¿qué piensa sobre la abdicación de Juan Carlos?
PGB: Estimo que ha influido enormemente el hecho que las elecciones europeas hay un partido que en menos de un mes ha tenido 5 diputados, PODEMOS, de ultra izquierda, con un radicalismo grande de la izquierda y es un momento en que debe hacerse porque de lo contrario debía irse a un referéndum. En estos momentos el parlamento aceptará la abdicación sin discusión, porque el Partido Socialista va a apoyar al PT, sacarán la abdicación sin problemas, vendrá Felipe, digamos en punta de pie, no pasará nada de momento y dentro de unos meses esa izquierda tan radicalizada que tiene la república, era mucho más difícil, creo que se ha hecho en el momento justo, el rey ha visto el panorama político, con los independistas de Cataluña, con la izquierda cada vez más radicalizada. Esto ha sorprendido a todos, porque él mismo había dicho que un rey no abdica y que se va cuando muere.






10/06/2014