“Cuando las organizaciones de derechos humanos se partidizan pierden el derecho a reclamar y renuncian a la obligación de criticar!

Graciela Fernández Meijide: Activista de los derechos humanos, integrante de la CONADEP- Dirigente política

“Lo más grave del asado organizado por Alak en la ESMA, es que fue un acto político y partidario para una agrupación: La Cámpora”
“¡Esto es la teatralización de cuánto les importan los derechos humanos!”

MHG: ¿Qué le sugiere lo ocurrido en la ESMA, me refiero al asado organizado por el ministro de Justicia Alak?
GFM: Me parece mal, primero porque la ESMA es el centro donde se calcula pasó la mayor cantidad de detenidos que fueron desparecidos, es decir, asesinados, se consideró hacer un museo, uno puede estar de acuerdo o no sobre la estrategia que desarrolló ese museo, pero me parece bien que sea un lugar donde se recuerde cómo se violentó la vida de la gente, en general uno trata que la memoria vaya marcando símbolos, éste sería uno para poder razonar qué nos pasó. Y tratar de evitar que las cosas se repitan. Pero eso es del estado y por ser del estado está al servicio de la gente, no es de un partido político y no es del gobierno. Lo primero, como grave, fue un acto político partidario, que se hizo a través del ministerio de Justicia y Derechos Humanos para una agrupación, que en este caso es La Cámpora, eso es un abuso de parte del gobierno. Considerar que todo lo que es del estado es del gobierno. Nadie imagina que abrieran, suponiendo que no fuera inmoral, ese museo para que se hiciera un acto de otro partido político, eso no se puede imaginar si quiera. Y ahora vamos el otro aspecto, hoy nadie pude imaginar siquiera que en Alemania hoy hubiera un festejo en Auschwitz, y pasaron tantos años y hubo más que elaboración y seguirá habiéndolo sobre ese capítulo tristísimo de la humanidad. Bueno… tan alegremente y tan livianamente se lleva por delante todo aquello que dice que le importa, demuestra que no le importa.
MHG: ¿Es la mayor contradicción?
GFM: Yo no creo que sea contradicción, creo que es el sentido exacto de lo que está en el fondo, lo demás me parece que es relato nada más. Es una teatralización de , cuando no eran presidentes, que le importan los derechos humanos. En lo personal, ni Néstor Kirchner ni Cristina no tuvieron nunca nada que ver nunca con la defensa de los derechos humanos. Vamos a suponer que tuvieron miedo, como mucha otra gente, y es legítimo, el miedo de última uno no lo puede juzgar. Pero después en democracia nunca se acercaron a un organismo de derechos humanos ni en la provincia ni en la nación. Jamás se los vio en una marcha.
MHG: ¿Por qué cree que Madres del Dolor , madres y abuelas, permiten, consienten este tipo de actitudes?
GFM: Porque perdieron el rumbo, es lo que a mí me parece, aun cuando Abuelas siga realizando una tarea legítima de intentar localizar a aquellos que hoy son adultos y que fueron secuestrados cuando eran chicos, porque ese es el objetivo por el cual se formó. Han empezado a incursionar en política, cuando uno apoya un partido político públicamente, se acabó la organización no gubernamental, pierden el derecho y hasta renuncian a la obligación de criticar, no pueden, cuando uno depende económicamente, que es la forma en que este gobierno construye poder, después no hay espacio para la crítica. Y en todo gobierno, por más democrático que sea, siempre hay cosas que terminan no cumpliéndose, que faltan o que aparecen nuevas y sin ser demoledor uno viene de un organismo no gubernamental en el área que haya elegido, así fuera el medio ambiente o las libertades que son los derechos fundamentales, para poder decir esto está mal, corríjanlo, y hacer incluso trabajos con respecto a eso hay que estar libre de la dependencia.
MHG: ¿Más allá de las intenciones del kirchnerismo sirvió a los derechos humanos?
GFM: Por lo visto relativamente. Una de la primeras cosas, en general que se aplaudió del gobierno de Kirchner fue que modificara la Corte Suprema, porque los casos en donde presuntamente donde se pueden violar la constitución terminan en la Corte que es como el vértice de toda la justicia, y tener una Corte como la que teníamos nombrada a dedo y no por mérito, sino porque había consciencia en la mayoría de los miembros que tenían que obedecer al poder ejecutivo, fue uno de los temas que se le criticaron fuertemente a Menem. Cuando llega Kirchner modifica la Corte y la verdad que los miembros que hoy la componen son de alto nivel académico, éticos y muy respetables. Y fue aplaudido por esa trasformación. Ahora, ¿qué está pasando hoy entre el gobierno y la Corte? Como no termina de zanjar a favor al gobierno una pelea que ya tiene harto a todos, que un gobierno ponga tanta fuerza para pelearse con un grupo económico como es Clarín, y viceversa, la verdad que es absurdo con todas la cosas que merecerían que se estuvieran mirando, tales como la salud, la educación, el incremento de la salud, la producción, etc., cosas vitales que hacen latir el corazón en serio de una nación; como el capricho de ganarle a Clarín no se lo cumplen, la Corte se ha vuelto objeto de persecución. Y ahí es donde aparece yo creo que a esta altura del partido, una figura muy distorsiva como el caso de Hebe de Bonafini, es tal la radicalización inútil en este momento, que se atreve a desafiar a la Corte de una manera que si no fuera porque es ella podría ser detenida por desacato. Así como fue ejemplo de coraje, de lucha frente a la dictadura con todo su carácter, también es muy autoritaria y tal vez por eso mismo fue un referente lógico ante tanto autoritarismo del otro lado. Hoy qué ejemplo les puede dar a los jóvenes esa vieja como yo, diciendo que va a cascotear a la corte…
MHG: Y también la actitud de coerción porque dice que puede hablar…
GFM: Y qué va a decir, todos los jueces fueron jueces de la dictadura, y chocolate por la noticia, Zaffaroni era juez, yo lo conocí siendo juez durante la dictadura porque me lo recomendó un amigo por la desaparición de Pablo y no pudo hacer nada, aunque hubiera querido. No le respondían.
MHG: Hoy titula Rosario 12 a propósito de una marcha por el pedido de esclarecimiento del asesinato de tres jóvenes Villa Moreno, con complicidad policial, la necesidad nuevamente de un Nunca Más para que no se sigan muriendo los pibes.
GFM: A mí no me cabe la más mínima duda, yo no puedo echarle la culpa a Hebe, porque sería concederle un poder y una influencia que realmente no tiene ni debe tener. Pero tenemos en los orígenes de la violencia en los jóvenes, la falta de futuro … se los llama Ni- Ni, yo no creo que lo hagan, en principio, por capricho, sucede que la sociedad les soltó la mano y a sus padres, el estado les soltó la mano. Esos chicos se criaron sin el hábito de levantarse refunfuñando, sin un padre o una madre que salga a trabajar e ir a la escuela. Y en la escuela se capacite, si mañana hubiera muchos puestos de trabajo y se podría incorporar a jóvenes, no se podría hacer; primero porque les falta las habilidades, que hoy se necesita en cualquier trabajo; y, segundo, porque les falta el hábito de la disciplina en el hogar. ¿El estado no tiene nada que ver con eso? Sí tiene que ver. Y, además, desde las figuras simbólicas se les transmite que se puede atacar a la justicia, que es lo que ellos deberían respetar. Porque si una mujer que se supone defendía la justicia durante le dictadura, hoy puede encarar a los jueces de la democracia y decirles los que le dice ¿por qué un chico no va a llevarse por delante la justicia?. Creo que hay una dilución de la ética y encarado de la peor manera y sobre todo cuando esto lo hace la presidente de la nación que puede transgredir todo lo que se le dé la gana y jactarse de eso. Yo considero que este gobierno va a pasar la historia, si consideramos que es un solo gobierno, en la primera parte, por haber restituido el poder presidencial en un momento de mucha frustración como fue el fracaso del gobierno de la Alianza. Y eso no está mal, tal vez lo que se difícil de digerir es la forma. Pero al mismo tiempo, a partir de hace un año, por la pérdida de la nación de hacer política y cuando no se hace política lo que se hace es encerrarse sobre sí mismo, fabricar agrupaciones pensando que eso le va a dar el sustento que dan los partidos políticos y lo que da la encarnadura en la gente. Si uno toma La Cámpora, cuántos de esos chicos de los que aparecen en primera línea, tienen trabajo con la sociedad donde se necesita organización. Ahí tiene los punteros, que son los de siempre.
MHG: Además, con la gravedad que ahora quien quiera llevar su propuesta política a los lugares suburbanos se van a encontrar con un enemigo que es el narcotráfico y que no estaba en la realidad hasta ahora.
GFM: Esto fue apareciendo desde el 80 en adelante, aún en dictadura, mucho más lentamente y permeando despacio, después que el gobierno militar ayudó al golpe en Bolivia, desde esa frontera empezó a circular droga en Argentina, droga de paso. Hoy eso se ha instalado brutalmente, obviamente quienes más la consumen no pertenecen a ese ámbito. De hecho Estados Unidos es quien más consume la droga, por eso es impensable que con la sola represión se vaya a detener eso. Pero es verdad que en el tejido menos favorecido del cuerpo social es donde prende más las salidas rápidas así sean delictiva, incluso poniendo en riesgo su vida.
MHG: Porque quien no visualiza futuro no tiene nada que perder.
MHG: Exactamente.
MHG: Que es otra de las cosas que la política ha dejado de ser, la posibilidad de soñar un futuro.
GFM: No hay paradigma, no quiere decir que habiendo paradigma todo el mundo encuentre el mejor camino, pero hay un camino. Hoy si uno se pregunta cuáles son los proyectos sociales amplios de mucha gente joven, se van a encontrar con aquellos que tiene más sensibilidad social, y en buena hora, toman una escuela para pintar, toman un trabajo para hacer un festival para juntar alimentos. Pero no tiene nada que ver con los partidos políticos. En el mejor de los casos se resuelven a través de amigos o de alguna parroquia. Y en el mejor de los casos esos jóvenes tienen proyectos personales.
MHG: Una cosa que me preocupa es que se han cansado los luchadores sociales como la la madre del dolor Viviam Perrone, Mónica Nizardo, que tiene que ver con la violencia en el fútbol, Favaloro se cansó en su momento, y hablo de actores conocidos, qué pasa si se cansa Abel albino, Juan Carr, Margarita Barrientos, entre otros.
GFM: Y voy a hacer una anotación que va a parecer muy feminista, pero no me cabe otra, casi todos los nombres son de mujeres, tal vez sea simbólico, el poder político está en manos de los hombres y el poder económico. Pero no creo que esa sea la única explicación me parece que tiene que ver con sociedades muy vapuleadas. Esta sociedad está muy golpeada por muchas cosas y le crea cuestiones de defensa, movimientos de defensa; por otro lado, creo yo, entramos en una cuestión de especulación, que un gobierno tan eficaz como fue el de Kirchner para reconstruir poder presidencial termina haciéndose, -porque el presidencialismo es muy verticalista-, de mucho autoritarismo y éste no crea buenas cosas, no promueve, el autoritarismo cierra y despierta el espejo, el peor autoritarismo en la sociedad, aparece un peor autoritarismo. Por yo no soy una desesperada, soy una optimista nata, porque aprendí, voy a cumplir 82 años, que nada es permanente, un gobierno en la vida de un país es apenas una señal, cuando hace cosas que trascienden y modifican la vida del país en algún sentido, son bisagra y en otros casos pasan no más y se acabó.



05/01/2013