“La sociedad está agotada… ¡en el 2013 tiene que haber un cambio!”

“La CGT no se aleja ni se acerca ¡son los gobiernos los que se alejan o se acercan a los gremios!”

Hugo Moyano
: Secretario General CGT/Sec. Gral Sindicato de Camioneros

MHG: La elección de las nuevas autoridades de la CGT parece que va a tener repercusión en la interna del peronismo…
HM: Sí. Más que nada por la situación política que se vive. Si bien esta CGT que conduzco desde hace algunos años venimos apoyando en momentos difíciles para el país y muy especiales desde el punto de vista económico, cuando se empezaron a vislumbrar cosas que no favorecían a los trabajadores nosotros hemos tomado, como tiene que ser en el movimiento obrero, la necesidad de defender los derechos de los trabajadores. Esto ha hecho que se produzca una situación como la que estamos viviendo donde algunos sectores del movimiento obrero creen que aceptando las condiciones que impone el gobierno pueden favorecer a los trabajadores. Por lo tanto, nosotros no queremos que esto pase, por eso esta disputa. Y esto no es ninguna novedad, hay sectores que están siendo apoyados fuertemente por el gobierno y otros que no lo estamos, nosotros estamos defendiendo los intereses de los trabajadores. Por eso se da esta disputa tan fuerte que en otros años también se dio, pero nunca de este modo.


MHG: ¿El peronismo que no se siente representado por el gobierno busca en usted una figura en la cual apoyarse?
HM: Nadie puede dudar que desde hace un tiempo el gobierno no le está dando respuesta a los trabajadores, por ejemplo el mínimo no imponible de ganancias, creo que es algo que no se puede seguir aceptando, que un trabajador que realiza un esfuerzo, un sacrificio para ganar un peso más tenga que pagar un impuesto que es absolutamente injusto, ¡un impuesto al trabajo!. Por otro lado, está el tema de las asignaciones familiares, donde los trabajadores que cobran un sueldo de más de cinco mil pesos no cobran asignación familiar y, además, le descuentan con el mínimo no imponible. Es un absurdo, no sé si en otras partes del mundo pueden ocurrir cosas como estas. Pero acá ya es inaceptable, insoportable. Además del dinero que se le deben a las obras sociales, son miles y miles de pesos que se le deben y todo ese tipo de cosas que hace cada vez más difícil el funcionamiento de las obras sociales porque ya están mucha debiendo mucho dinero, algunas de ellas están entrando en cesación de pagos y esto significa que cuando uno no puede pagar se afecten los servicios, se afecte la salud de los trabajadores y su familia. Ese tipo de respuestas que no se dan es claramente una actitud diferente a la que el gobierno tenía hace unos años atrás. Después hay muchas cosas más, como por ejemplo, el trabajo informal, el trabajo en negro como se lo llama comúnmente, se ha hecho muy poco para eso y hay otra situación que está castigando la actividad laboral, pretenden sustituir trabajo formal por trabajo hecho por planes cooperativos, por lo menos eso está ocurriendo en la actividad nuestra y en otro tipos de actividades. Todo esto hace que las políticas que mantiene el gobierno hacia el trabajador hayan variado y nosotros no estamos dispuestos a aceptarlas. Por todo esto se da esta disputa entre los hombres que hemos mantenido una coherencia durante muchos años con aquellos que ya conocemos y sabemos cómo han actuado en la década del 90, con la Banelco y todo ese tipo de leyes flexibilizadoras, leyes que han ido en contra de los derechos del trabajador… Nosotros no estamos dispuestos a aceptar este tipo de cosas y esto es lo que hace esta disputa tan fuerte en la CGT.


MHG: ¿Puede ocurrir que el gobierno se quede no sólo con el dinero que le debe a las obras sociales, sino también con ellas?
HM: Hay muchas versiones, algunas vienen desde adentro, aparentemente, desde el gobierno. Yo creo que sería la medida, la peor medida que puede tomar un gobierno. Porque si el estado no puede dar salud a través de los hospitales públicos, a través de todas las responsabilidades que tiene el estado, adueñarse, apropiarse del dinero de las obras sociales que es lo que le interesa para luego dar salud, evidentemente se correría un riesgo muy grande, no ya en la apropiación del dinero sino en la salud de los trabajadores porque seguramente no están en condiciones de darla, como está ocurriendo con muchísimos hospitales de responsabilidad del gobierno. Sería una medida insostenible, porque la salud del trabajador y su familia es mucha.

 
MHG: ¿Ustedes temen que esto pueda ocurrir?
HM: Mire, esto es una versión, pero si analiza las situaciones que ese viven: no distribuyen el dinero de la APE proveniente de los medicamentos oncológicos y de HIV, se quedan con la distribución automática que hoy supone algo así como 18 mil millones de pesos. Toda medida que tiene que ver con las obras sociales y el dinero de las mismas no lo distribuyen. Me imagino que eso apunta a una política de debilitación de las obras sociales para que cuando se encuentren en su punto más flojo y no estén en condiciones de darle salud a los trabajadores, de afrontar los costos de la salud, puedan decir: “¿ven? , no las saben administrar, por eso el gobierno se tiene que hacer cargo.” Eso sería retrotraernos al pasado, porque justamente las obras sociales nacen y surgen por la incapacidad del estado de dar salud a los trabajadores. Hoy las obras sociales dan más del 50% de la salud, hay generaciones de argentinos que han nacido a través de las obras sociales. Esto significa que más allá de algunas dificultades que tienen y han tenido como cualquier otro organismo, las obras sociales son de relevancia en el ámbito social, fundamentalmente para el trabajador.

 
MHG: ¿Cree que la Presidente se alejó del modelo que tenía su marido o es parte del kirchnerismo este modo de accionar?
HM: Creo que se ha alejado, porque por los menos cuando estaba en vida Kirchner nosotros podíamos discutir las asignaciones familiares, el mínimo no imponible, hoy no lo podemos hacer, el gobierno se ha aislado, no discute con nadie y pareciera que tiene una actitud de confianza en el círculo de los funcionarios que aplauden cada cosa que dice la Presidente, hace puchero cuando tiene que hace puchero, se ríen cuando se tiene que reír, o sea, el circo que ella cree que es la sociedad pero esa no es la sociedad. Por algo fue lo que pasó el día jueves, la sociedad ya está agotándose…

 
MHG: ¿Usted habla del cacerolazo?
HM: Claro. La sociedad está agotándose de una actitud donde no discuten nada, todo se hace imponiendo, en el caso del Congreso, con la mayoría que tienen, no hay ningún tipo de discusión de nada. Esto no es gobernar un país… Fundamentalmente, en la situación que vive al país hoy necesita de todos, de los que queremos un país grande y un país mejor para todos. Porque parece que el gobierno solo quiere eso. Toda la sociedad quiere un país mejor, donde todos podamos vivir mejor, donde el hombre de trabajo viva mejor. Pero pareciera que solo el gobierno quiere eso, y que como el resto no comparte algunas cosas somos traidores a la patria, estamos buscando otras cosas. Ante los errores que está cometiendo el gobierno, es todo lo contrario, se aísla, toma medidas sin interesarle la opinión del nadie, no consulta con nadie, y esto hace que la gente reaccione de la forma en que ha reaccionado.


MHG: ¿Usted cree que ese 54% en las próximas elecciones no se va a reflejar?
HM: Si usted analiza lo que está pasando creo que no, yo creo que la gente no está tan cansada o tan malhumorada porque todavía no hemos llegado a lo más difícil, se está cansando de la forma de actuar, de la forma de proceder, todos los días con alguna cosa, que a la gente no le interesa, inaugurando algo, inaugurando lo que ya se inauguraron hace un tiempo y es la cuarta o quinta vez que inaugura cosas que la gente no le interesa, hay otros tipos de respuestas que hay que darle a la gente y sin embargo aparecen todos los días con algún acto nuevo con todos lo que aplauden, se ríen, los funcionarios están atentos a ver lo qué tienen que hacer, si tienen que hacer puchero, si tienen que llorar, si tienen que reír, si tienen que aplaudir. A la gente todo ese tipo de cosas no le interesa sabiendo que hay otro tipo de respuestas que se tienen que dar crean malhumor. Creo que en el 2013 tiene que haber un cambio, y así, sinceramente, no creo que pueda seguir funcionando de la forma en que se está conduciendo el país. Por más que se haya sacado un porcentaje importante acá no se discute nada, acá no se le pregunta a nadie de nada, si va a afectar o no, acá lo que se hace es lo que creen que tienen la verdad absoluta, pensamiento único y se va para adelante. Esto es lo que a veces molesta bastante a ciertos sectores de la sociedad.


MHG: ¿Usted está dolido, enojado, porque hasta cierto tiempo atrás podía compartir ciertas políticas con el oficialismo?
HM: Yo no estoy enojado, yo he planteado una realidad, yo estoy al frente de un sector que como decía el General: “cómo vamos a negar que viva con dignidad al que genera una riqueza de la tierra”. El que genera una riqueza de la tierra es el hombre de trabajo y cuando hablo de hombre de trabajo no estoy refiriéndome al hombre que hace el esfuerzo físico, sino al hombre que trabaja con el intelecto, al profesional, al comerciante, a todos los hombres que trabajan. Lo voy a decir claramente, en este país hay una sola clase de hombres: los que trabajan. Y los que trabajan son todos los que acabo de enumerar y no se le puede privar que viva con dignidad al hombre que trabaja, al que más necesita, no se le puede privar de nada, por lo menos que puedan tener una opinión, esto es lo que está pasando. No estoy dolido ni molesto. Yo siempre he sido igual, en el gobierno de Menem uno de los que más peleé fui yo, en el poco tiempo de De La Rúa, también, de manera que siempre estuve del mismo lado. Cuando me preguntan si la CGT se acerca o se aleja de los gobiernos, yo digo que son los gobiernos, de acuerdo a las políticas que implementan, los que se alejan o se acercan a los trabajadores, y esto desgraciadamente es lo que está pasando.


MHG: ¿Qué pasa con el otro sector de la CGT, debieran pelear por las mismas cosas que usted plantea?
HM: ¡Herminia usted conoce como toda la sociedad lo que hicieron estos muchachos!. Usted sabe lo que hicieron en la década del 90 cuando le quitaron puestos de trabajo a miles y miles de trabajadores, recuerde lo que pasó con el puerto, acá en Capital le sacaron más de 30 mil trabajadores y no dijeron nada, se callaron la boca. Son los mismos muchachos que se acoplan de acuerdo a sus ventajas, no quieren enfrentar al poder porque ellos viven bien. Yo no digo que los dirigentes no tengamos que vivir bien, pero se puede vivir bien sin necesidad de joder a los trabajadores. Señores cuando se afecta los derechos de los trabajadores hay que salir a pelear porque el dirigente aunque esté bien no se puede hacer el distraído, y eso está pasando o pasó históricamente en este país.


MHG: ¿Barrionuevo está más cerca suyo o no?
HM: Yo con Barrionuevo hace 6 años que no me hablo, ahora no lo hablo porque ni yo lo llamo ni él me llama, no por otro motivo. No se ha acercado Barrionuevo, no recuerdo exactamente pero hace más de 6 años que no hablo con él…

 
MHG: Plantean dos posibilidades: una, la impugnación del congreso cegetista del 12 de julio y la otra -si no hay algún acuerdo- llegar a vaciar el congreso retirando los gremios de la CGT, ¿cuál es su opinión al respecto?
HM: Ya se retiraron de la CGT hace años: Cavallieri, West Ocampo, Lescano se retiraron hace 4 años, Barrionuevo no participó en esto último, pero ellos hace 4 años… qué van a vaciar, si ya no van a la CGT, no fueron, Barrionuevo no fue ni al congreso y el resto no fueron ni al Consejo Directivo. Es una patraña, una mentira, un argumento que no tiene ninguna solidez decir que van a impugnar el congreso. Es toda una mentira, no saben qué decir o que argumento esgrimir para evitar tener que ir a votar. Que vayan a votar, si dicen que son el 70%, que vayan a votar, que vayan al congreso donde , por primera vez en la historia, el voto será secreto y directo. Le puedo asegurar que hay muchas organizaciones gremiales grandes que los delegados no van a votar a los que ellos les digan, van a votar a otra conducción y esa conducción va a ser la nuestra. Ellos tienen miedo de ser la mayoría y de perder con sus propios votos. Por eso es que se resisten y argumentan cualquier tipo de tontera. ¡Cómo van a impugnar! Si el acta está firmada por cada uno de los presentes donde se convoca al confederal y al congreso. Cómo van a impugnar, lo pueden hacer pero no van a obtener ningún resultado porque está hecho de acuerdo al estatuto y a la ley. Detrás de esto hay presiones, así que tontos no somos, tendremos otras dificultades, pero tontos no somos.


MHG: Usted dijo que un trabajador que conozca la realidad cotidiana tiene que estar sentado en el sillón de Rivadavia, ¿está pensando en un proyecto?
HM: (Risas) Siempre digo que ojalá mi generación lo vea. Si usted hace números, tomemos los datos históricos, ha habido abogados, profesionales, médicos, empresarios, militares, hombres del deporte, ha habido de todo. ¿Por qué no puede haber un trabajador directo? Nosotros siempre decimos el hecho que no hayamos tenido las posibilidades de tener estudio no significa que no tenga las condiciones o la capacidad de encabezar los destinos de un país. Porque tenemos experiencias, el caso concreto nuestro vecino: Brasil con Lula. Además la intelectualidad de muchas personas no garantiza el éxito de una gestión, porque si no el mundo estaría gobernado por todos los intelectuales y no es así. Fíjese una cosa, hay personas que creen que el éxito de una economía la promueven ellos, yo creo que esto no es así, creo que los gobiernos tienen que aprovechar las tendencias favorables que le da la economía global para llevar adelante sus políticas. Pero acá pareciera que han hecho el milagro alemán, y esto no es así, no es así. A mi entender no se han aprovechado lo suficientemente bien las tendencias favorables que dio la dolarización a nuestra economía. Porque si cada uno de los residentes fuera el responsable del éxito de una gestión en Europa ya se hubiera resuelto el tema, porque no son incapaces los hombres que han asumido en los distintos países. Todas las economías funcionan de acuerdo a las tendencias favorables y nosotros, en los últimos años, hemos tenido una tendencia favorable extraordinario y creo que desgraciadamente no se ha aprovechado como corresponde.


MHG: Fuera de lo que puede ocurrir en la CGT, desde el punto de vista político ¿qué visión tiene usted para el candidato por venir?
HM: Creo que va a ser un hombre del peronismo porque el peronismo tiene muchísimos hombres con las condiciones necesarias para conducir el país…


MHG: ¿Está pensando en Scioli?
HM: No, no, no, hay muchos, además falta todavía. Creo que más allá del sector político del que provengan los hombres tienen que tener en cuenta toda esta enseñanza que nos ha dado esta realidad que hemos vivido. Perón decía claramente “no podemos enfrascar a la sociedad a una política, tenemos que adelantar a la política al avance de la sociedad, pero con una cuestión fundamental, decía Perón, sin perder los principios”. Acá el tema son los principios, nosotros tenemos que adaptar la política del peronismo al avance de la sociedad, pero sin perder los principios, que es la justicia social. Acá desgraciadamente se actuó de una forma, cuando se choca con uno y se choca con uno y se choca con el otro, no se acepta una opinión distinta y se cree que con eso se puede llevar el país adelante. Y esto es lo que nos hace pasar estas situaciones que nadie quiere vivir. Yo escuchaba a mi hijo que fue a la facultad y me dijo que volvió a ver a toda la gente en la calle… ¡otra vez volvemos a eso! Nadie quiere ese tipo de cosas. Muchos la vemos, otros no la ven, esto es lo que nos hace vivirlas.


MHG: EL 12 de julio hablará a los delegados, ¿dónde piensa que va a tener que hacer eje su discurso?
HM: En mantener los principios inalterables relacionados con los derechos del trabajador. Perón decía que este país lo arreglamos entre todos o no lo arregla nadie. Y esa va a ser la política que va a tener la CGT, defender los derechos, pero entender que es necesario que conversemos con todos los sectores. Nosotros estamos conversando con todos los sectores. En la semana entrante vamos a conversar con el radicalismo, ya hemos conversado con la gente de Pino Solanas, con el Peronismo Federal, hemos conversado con muchos sectores políticos y lo vamos a seguir haciendo por lo que he referido anteriormente que dijo el General. Esto es lo que nosotros tenemos que tener en cuenta.


MHG: Le he escuchado citar muchas veces a Perón, ¿ considera que este gobierno no es peronista y debe venir alguien que ponga los principios del peronismo a disposición de la gente?
HM: Le digo sinceramente, y lo he dicho públicamente además, nosotros apoyamos cuando asume el gobierno de Kirchner por las medidas que se tomaron respecto la deuda externa. Usted recuerda que muchos políticos dijeron en la campaña que teníamos que honrar la deuda externa, justamente la deuda externa era lo que posibilitaba que el Fondo Monetario Internacional apoyara o no a los candidatos en aquel entonces. Cuando Kirchner asume la presidencia con un porcentaje bajo, toma medidas para discutir la deuda externa y lo hace con mucha firmeza y esto es lo que llevó a muchos argentinos a creer en el gobierno. La discusión de la deuda fue muy importante, tenemos también que tener en cuenta que los organismos internacionales venían muy debilitados, ya no son lo de otras épocas como cuando le hicieron el golpe financiero a Alfonsín, ya no son esos organismos internacionales. Hoy estamos viendo cómo se está debatiendo Europa y el FMI no tiene mucha incidencia, ya venían debilitados, pero la firmeza que puso Kirchner para discutir la deuda externa me parece que fue importantísima, además de aplicar una política de no endeudamiento, lógicamente, porque cuando uno discute la deuda y después se vuelve a endeudar, es lo mismo. Kirchner aplicó una política de no endeudamiento. Luego las paritarias y la resolución que teníamos de algunos problemas los trabajadores me parecen muy importantes. En la primera mitad del primer mandato de la actual presidente se empezaron a dejar de lado muchas cosas, no se cumplieron con otras y esto hace que ya no sea el peronismo que conocemos…. Mire, se habla que en el 2020 se van a exportar no sé la cantidad de toneladas…


MHG: Más de 100 mil.
HM: Pero si no tenemos ferrocarriles, si no tenemos rutas, si no tenemos puertos adecuados para los buques de alto calado, entonces se dicen las cosas y después no se preparan las estructuras para llevar a cabo lo que se dice. Lo que hacía el peronismo era preparar, invertir en la producción y en el trabajo qué es lo que a un país lo hace grande. He compartido muchas nacionalizaciones que se han hecho con empresas, y me parece bien, en un momento fueron negocios privatizados para estar en contra del estado. Nadie puede no estar de acuerdo que se nacionalice YPF, en tremendas condiciones de cuando se privatizó, pero se ha nacionalizado. Me pregunto una cosa, porqué no se nacionaliza el Banco Hipotecario Nacional que permite dar crédito a los trabajadores para la vivienda. Eso es peronismo. Porque no aprovechar una tendencia favorable como la que hemos tenido en los últimos 8 ó 9 años, para poner en práctica las políticas del peronismo de hacer vivienda a los trabajadores. El peronismo ese eso, basar la economía en lo social que son los trabajadores. Mi vieja va a cumplir 95 años en julio…


MHG: ¿Qué día cumple los años su mamá?
HM: El 21 de julio...


MHG: Después del confederal.
HM. Sí, después del acto. Y tiene una casa, vive en una casita que nos vendió Perón a través del Banco Hipotecario, me acuerdo que mi viejo la pagaba religiosamente, en un momento nos dijo, éramos muy chicos, “vamos a privarnos de algunas cositas”, ya nos privábamos bastante, “porque tenemos que pagar toda junta porque la casa es nuestra”. El trabajador paga la vivienda, hay que hacerles casas a los trabajadores porque las necesitan y las pagan. Eso es peronismo, eso es consolidar una política social, barrios hermosos, hoy son barrios de primer nivel los barrios que hacía el general…esto es la política que hay que hacer.


MHG: No había corrupción.
HM: Un montón de cosas. El otro día escuchaba a dos sectores de intelectuales donde uno decía que no se puede hablar de asignaturas pendientes cuando no ha estado en la agenda de este gobierno y es cierto. La vivienda para los trabajadores nunca estuvo en la agenda del gobierno y eso es falta de peronismo. Con las viviendas se resuelven dos problemas, el problema ocupacional, porque se ocupan de acuerdo a los datos que me ha dado la gente de la construcción, de 5 a 7 trabajos directos o indirectos y se resuelve el problema habitacional que es tan duro en nuestro país.


MHG: En Rosario hay barrios olvidados, Laura Vilches, una periodista rosarina, relevó la situación social de barrios cercanos a Perez, una localidad cercana a Rosario, donde le decían que en el barrio no hay internet, no pasa la Guardia Urbana, los chicos dicen que son “los caídos del mapa”… allí también está faltando al peronismo donde los privilegiados debían ser los chicos empezando por la educación.
HM: Claro, la protección a los chicos, la protección a todos. Y esto es lo que falta. Se les da algo a los chicos y se piensan que con eso se va a solucionar todo.


MHG: ¿Qué piensa de esta juventud tan puesta a disposición de un proyecto como La Cámpora?
HM: Creo que allí no se actúa por convicción, porque esos chicos tienen un montón de cosas y responden al muy poco trabajo que le pueden dar que es participar de algunos actos. En cambio, por ejemplo, se está organizando muy bien la juventud sindical, que son todos pibes laburantes, son todos trabajadores. Eso lo encabeza un joven que está creciendo y que es Facundo…


MHG: ¿Siente orgullo por sus hijos?
HM: Sí, sí, sí, porque están en el camino que yo los he iniciado. Pablo es de otra característica, cuando era muy chiquito nos han corrido de manifestaciones… me acuerdo cuando se hizo en Mar del Plata un acto para San Cayetano, fuimos a un acto en la Iglesia, porque teníamos que protestar y habían puesto hasta los zorros grises para la protesta.. Yo fui con todos mis chicos y todos empezaron a cantar la marcha y nos sacaron a empujones, había muchas mujeres y niños. Pablo conoce este tipo de cuestiones. Como en muchos otros actos nos han corrido. Facundo se ha criado en otro nivel y mi otro hijo, Lito, es abogado. Así que la verdad es que son buenos hijos.


MHG: ¿Quién es Hugo Moyano para sí y quién para Argentina?
HM: Para sí, soy una persona que acuerdo salarios con los empresarios y siempre me parece que es poco, todo lo que se puede dar al trabajador es poco porque es tanto el sacrificio que hace… son los que generan la riqueza de la patria. Por eso habría que agregarle a los salarios una vivienda digna, porque la dignidad de una familia empieza con una vivienda digna, con una salario digno, con un trabajo digno. No creo que aquellos que reciben un subsidio se sientan cómodos, lo digo con sinceridad, no creo que se sientan cómodos. A esta gente hay que darle trabajo, no subsidios, y es posible hacerlo si aplicaran políticas fundamentalmente nacidas del peronismo. Perón decía claramente, lo dice la Biblia, ganarás el pan con el sudor de tu frente, y Perón decía que el hombre por lo menos debe producir lo que consume, eso quiere decir que este país se hace trabajando y esto es lo que yo pienso, esto es lo que es Moyano. Creo que los trabajadores tienen que tener todos los derechos que corresponden, pero también obligaciones, a este país hay que trabajarlo. En ese sentido me parece que el gobierno tiene una falla tremenda en esa cuestión, pero se puede hacer, si decimos que estamos en el 2001, pero hoy se pueden hacer, se pueden generar puestos de trabajo, pero no existe la actitud que tuvo generalmente el peronismo para generar esos puestos de trabajo. Y para la sociedad no sé que soy, sinceramente le digo que me han llamado muchos políticos, del peronismo la mayoría, de todos lados me han llamado. Yo como todo peronista, quiere que la sociedad entienda el genio que fue Perón, cuando Perón cambia el apotegma que para un peronista no hay nada mejor que otro peronista por el de un argentino no hay nada mejor que otro argentino, ahí está todo dicho. Cuando Perón nos transmite el significado que en esta sociedad hay una sola clase de hombres y que son los que trabajan, cuando Perón habla de la comunidad organizada… si los peronistas no hemos entendido esto, no hemos entendido a Perón, muchas veces cuando hablan del peronismo creerán que se habla del peronismo del 45, no, no, el peronismo es la actualización mayor que tiene un sistema político. Y esta es la responsabilidad que tenemos los peronistas que creemos que hemos entendido a Perón... ¡ Y no hablamos nada de Evita…!

 
MHG: Hemos tratado de tener una conversación distendida que es lo que siempre tratamos de hacer en nuestro programa y no le he preguntado del dólar ni de Aníbal Fernández, porque me parece que los que tratamos son los temas grandes que ha que tratar de resolver.
HM: Lo segundo no es tan importante… (risas)






02/06/2012